19/8/13

LA INOCUIDAD DE LA OZONOTERAPIA

La administración del ozono con fines de tratamiento y/o curativos se adapta a las condiciones clínicas de
cada paciente, lo cual hace del mismo un tratamiento personalizado. Las diferentes vías de acceso, formas, modos y dosificaciones del ozono dependen del tipo de dolencia.
Si la aplicación de la ozonoterapia la realiza personal médico especializado, y atendiendo los protocolos en vigencia, los efectos secundarios no deseados son prácticamente inexistentes.
La aplicación de ozonoterapia resulta totalmente inofensiva si se realizan los tratamientos de acuerdo a los protocolos actuales.La aplicacíon de ozono no requiere de ingreso hospitalario, se realiza de manera ambulatoria, no necesita preparación previa. La molestia que puede ocasionar es mínima (como por ejemplo la sensación que produce un pinchazo en la piel).

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada