11/8/14

LA COSMÉTICA OZONIZADA (I)

Las células de nuestro cuerpo sufren daños progresivos, debido a diversos trastornos como: edad, estrés, polución ambiental, mala nutrición, enfermedades, etc. Todas las patologías causan a las células la desactivación progresiva de sus sistemas enzimáticos, encargados de producir energía y de protegerlas de la acción de los elementos tóxicos.
En la actualidad, la tendencia es la de compensar las funciones celulares deprimidas a través del suministro de cantidades crecientes de nutrientes y/o sustancias químicas antioxidantes externas, naturales o sintéticas, vitaminas, enzimas, etc. La ciencia ya ha descubierto que tales acciones son poco efectivas cuando las células son incapaces de aprovecharlas y en algunos casos empeoran algunos sistemas enzimáticos celulares, haciéndolas menos activas.
En el campo cosmetológico, el ozono tiene la virtud de ser considerado como un elemento modulador que favorece que las células produzcan energía revitalizante, permitiendo así que cumplan con sus funciones vitales específicas (antioxidante, revitalizante, oxigenante).

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada